Los 6 errores de traducción más importantes de las historia

Mokusatsu

Es claramente el error de traducción con las consecuencias más graves de la historia. Aunque nunca se podrá saber que haría pasado sin este error, es muy probable que el triste destino de Hiroshima haya sido consecuencia de un error de traducción. En julio de 1945, los países aliados enviaron un ultimátum al Primer Ministro japonés, Kantaro Suzuki. Exigían la capitulación incondicional de Japón. En Tokyo, los periodistas presionaron el Primer Ministro para que se pronuncie sobre su decisión ante las autoridades. En su declaración, Suzuki les contestó que “se abstenía de comentarios de momento”. Mokusatsu era la palabra clave para expresar esta idea, palabra que se puede interpretar de muchas formas distintas. La agencias de comunicación y los traductores interpretaron esta palabra por “tratar con desprecio silencioso”o “no tener en cuenta” (to ignore), o sea que el Primer Ministro rechazaba categóricamente el ultimátum. Contrariados por el tono arrogante de la respuesta, los americanos entendieron que no habría un fin diplomático a esta guerra y, 10 días después, lanzaban la bomba mortal sobre la ciudad japonesa. Un error de traducción que costó la vida a más de 70.000 personas este día.

Se puede leer un informe de la NSA sobre el tema aquí.

Adam, Eva y la manzana el higo

Todo el mundo sabe que no había manzanos en los países bíblicos. ¿Entonces porqué en español, y en francés, la fruta prohibida es una manzana? Se trata de un error de traducción de la palabra latina pomum, que significa una fruta cualquiera en este contexto, y no manzano (malum). De allí que el árbol del conocimiento no sería un manzano, pero probablemente una higuera. La fruta prohibida sería entonces un higo que, según la leyenda, Eva habría dado a Adam para que se lo comiera y la fruta se habría quedado bloqueada en su garganta.

Un tratado mal traducido… Y otra guerra sigue

En agosto de 2008, la guerra conoce su máximo apogeo entre Georgia y Rusia para la reivindicación del territorio separatista de Abjasia y de Osetia del Sur. Francia tenía el papel de mediador, un acuerdo de alto al fuego hubiera podido ser firmado pero se ha interpretado mal. Un error de traducción, interpretada por los rusos como la autorización de dejar sus tanques aparcados “dentro” del territorio reconocido como georgiano. El documento inglés decía claramente que las fuerzas rusas tenían que retirarse. Este malentendido prolongó la guerra durante un mes cuando todo el mundo pensaba que se iba a terminar.

PARKER, ¿más que simples bolígrafos?

Durante el primer lanzamiento de los bolígrafos de la marca Parker en México, el mensaje que inicialmente debía transcender de la campaña publicitaría fue víctima de un error de traducción. El eslogan que tenían que traducir era el siguiente: « They won’t leak in your pocket and embarras you », o sea « No le goteará en su bolsillo ni le avergonzará». El equipo de Parker tradujo la palabra « embarras » por « embarazar » por lo que el mensaje resultó ser distinto: « El bolígrafo no tendrá fugas en vuestros bolsillos y no os quedaréis embarazados ». ¡Milagro!

Bromas a parte, por culpa de este error, la marca perdió toda su credibilidad y tardó mucho tiempo antes de restablecer su imagen en México.

Vencer a Shen Long

En el vídeo juego japones Street Fighter II, un personaje dice « ¡Si no puedes vencer al Rising Dragon Punch (el puñetazo del dragon), no puedes ganar! » Cuando el juego fue traducido del japones al inglés, los caracteres de Rising Dragon fueron traducidos como Shen Long. Los caracteres en japonés pueden tener diferentes significados según el contexto, y el traductor, desconociendo dicho contexto, pensó que se trataba de otro personaje en el juego. Los jugadores se volvieron locos intentando saber quién era este Shen Long y encontrar la forma de vencerle. En 1992, un 1 de abril (día de los inocentes en algunos países de Europa), la revista Electronic Gaming Monthly publicó unas instrucciones complicadas para descubrir Shen Long. Esta broma fue revelada al publico en el mes de diciembre siguiente, después de largas horas perdidas intentando encontrar Shen Long.

¿Que tenía Moisés sobre la cabeza?

San Jerónimo, santo patrón de los traductores, estudió el hebreo para traducir el Antiguo testamento en latín desde la versión original y no desde la versión en griego, normalmente utilizada. La versión latina resultante de esta traducción, que se convirtió en referencia para cientos de traducciones ulteriores, contiene un error famoso. Cuando Moisés desciende del Monte Sinaí, su cabeza « resplandece », « Karan » en hebreo. El hebreo no contiene vocales y san Jerónimo leyó « Karen » (cornudo) en vez de « Karan ». En consecuencia de este error, las pinturas y esculturas de Moisés con cuernos fueron realizadas durante

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *